Boda Campestre: Ideas para celebrar tu boda en el campo

boda campestre

¿Tú y tu pareja ya tenéis planeada la boda de sus sueños? Si estás aquí, seguramente es porque aún no, pero has escuchado sobre alguna boda campestre. Entonces, ¿en qué consiste esto? ¿Por qué tu pareja y tú queréis organizar una boda campestre?

Hay muchas razones por las cuales hoy en día se ha vuelto común que las parejas celebren sus bodas estilo campestre. Y una de las principales es que se sale de lo tradicional, ya que hay demasiados novios que no simpatizan con lo clásico.

Entonces, una ceremonia más original puede ser una boda en el campo, y aquí te contaremos todos los detalles. ¿Queréis organizar vuestra ceremonia en un ambiente más natural? Quédate a conocer algunas ideas y los pasos para hacerlo correctamente.

¿Qué es una boda campestre?

Las bodas campestres o rústicas son, actualmente, una tendencia, gracias a que se han roto los paradigmas del matrimonio clásico o “típico”. Las parejas tienen libertad de celebrar su ceremonia como gusten y como vaya con sus personalidades.

En este caso, consisten en ceremonias llevadas a cabo en un ambiente donde reina la naturaleza. Este puede ser un bosque, un campo, o cualquier otro entorno para organizar una boda al aire libre.

Comúnmente, son las parejas amantes de la naturaleza quienes celebran sus bodas en este tipo de ambiente.

La decoración es adecuada al entorno; colocando arreglos con flores silvestres o exóticas, usando sillas y mesas de madera, etcétera.

Ahora bien, una boda campestre debe tener una buena planificación, porque además de que hay ideas que seguir, existen otros parámetros. Por ejemplo, es importante considerar el lugar indicado, si allí se puede celebrar una boda, qué tan fácil es llegar, y más.

Sin embargo, para muchas parejas estas son el tipo de boda que siempre soñaron, y por ello deben tener en cuenta algunas ideas. Así que, si queréis seguir adelante con ello, veamos cómo se debe llevar a cabo una boda en el campo.

Ideas para organizar una boda en el campo

Como dijimos, hay muchas ideas que podéis tener para organizar una boda de este tipo que sea sencilla, o si gustáis, elegante. Recuerda que, mientras más elementos decorativos y sofisticados se coloquen, mayor el presupuesto.

Además, también hay que pensar en el medio ambiente, y es que seguro quedarán un montón de desechos luego de la celebración. Estos desechos tienen que ser eliminados para cuidar el entorno.

Y hay mucho más en qué pensar, como lo serán las condiciones meteorológicas del lugar, por lo que la época del año es muy importante. Al ser una boda al aire libre en la naturaleza, este es un factor de mucho peso.

Ahora bien, ¿cómo podéis elegir el mejor lugar para realizar la ceremonia? Internet es la solución al problema, puesto que, seguramente, haya un montón de fincas y casas rurales que ofrezcan el servicio. Así podríais ver fotos del lugar.

Si el lugar os agrada, lo siguiente sería visitarlo en persona, puesto que en fotos puede ser engañoso. De este modo, podéis conocer las oportunidades de estancia para invitados que viven lejos, actividades recreativas adicionales, lagos o ríos, etcétera.

Vestidos para una boda campestre

El código de vestimenta tanto para los novios como para los invitados debe seguir algunas pautas. Lo primero que hay que recordar es que la boda se hará en un entorno al aire libre; abunda la naturaleza y la luz solar (si se hace de día).

Entonces, ¿cómo deben ser los vestidos para una boda campestre? Principalmente, cómodos. Se trata de un ambiente natural, por lo que los zapatos deben ser adecuados, la ropa transpirable o estar abrigados, pero con formalidad.

Todo este tipo de cosas debéis considerarlas mientras planeáis vuestra boda, y es que los invitados tendrán muchas dudas de cómo vestirse. De esta forma, podríais responder con seguridad y aclarar sus dudas.

El vestido de novia

Además de la decoración en sintonía con la naturaleza, el vestido de novia campestre es un pilar fundamental. Así que, ¿qué se debe tener en cuenta al mirar vestidos de boda campestre? Hay algunos detalles importantes.

El vestido bohemio es muy adecuado para este tipo de bodas. En general, se tiene que tener en consideración que la ceremonia es al aire libre en la naturaleza. Por ello, las telas orgánicas son lo mejor; usar sedas naturales y encajes de algodón.

Por su parte, no hay mucho que decir sobre los colores, puesto que lo mejor es que sean neutros. El uso de un vestido blanco ya no es un paradigma estricto, y se pueden probar nuevos colores. Se pueden usar variedades de blanco, dorado, beige, perlado, etcétera.

Los accesorios que lleve el vestido también pueden tener algunos colores, sobre todo en el caso de que el mismo tenga variedades de blanco. Se pueden usar colores nudes para los accesorios, o tonalidades de beige. Depende de la creatividad.

Por otro lado, el tema de los brillos ya es personal, pero lo mejor es usarlos durante la tarde o noche.

Y, por último, pero no menos importante, la idea es que permita buena movilidad y frescura.

El look de los invitados

El cómo se deben ver los invitados ya es algo un poco más simple, dado que pueden vestirse como más cómodo se les haga. Es decir, el principio de usar ropa agradable aplica igualmente para los invitados.

Si quieres que los invitados vayan con un estilo informal o semiformal, debes comunicarles con antelación. Ya ellos, al saber el estilo de ropa que deben llevar, y que la boda es en el campo, escogerán un look adecuado.

El traje del novio

Con respecto al traje del novio, existe libertad, ya que no debe haber mucha formalidad.

Es decir, el novio podría ir a la ceremonia sin chaqueta, solo con su camisa con mangas largas y corbata. Incluso puede acompañar su look con un par de tirantes, pero la cosa cambia con las corbatas.

En caso de que el novio no lleve corbata ni chaqueta, lo mejor sería dar aviso a los invitados. Así podrán decidir si llevarán o no estas prendas.

Decoración en una boda en el campo

La parte de la decoración de la boda campestre consiste en la creatividad, pero eso sí, pensando si se hará de día o de noche. Si planeáis vuestra boda en el día o en la noche, algunas cosas pueden y deben cambiar.

No obstante, en general se debe usar al entorno como decoración. Por ejemplo, se puede colocar el altar y las sillas entre los árboles para hacer un corredor romántico y bonito.

El aspecto rústico lo pueden aportar centros de mesa de madera, que se pueden complementar con elementos algo antiguos. Estos últimos darán un toque a tu boda vintage espectacular a la decoración.

También se deben incluir arreglos con flores silvestres, como margaritas y dalias. Un toque de sencillez, pero que, visualmente, es atractivo. Asimismo, incluir variedad de colores, como el dorado, rosa, rojo, amarillo y, en general, tonalidades de color tierra.

Si la boda se llevará a cabo en el día, la luz diurna será protagonista también en la ceremonia. En cambio, si es durante la noche, se puede optar por guirnaldas de luces, velas, farolillos, etcétera.

El banquete

Sin un buen banquete, no sería una buena boda, y esta parte también tiene algunos factores que considerar para complacer a los invitados.

Podríais organizar un banquete formal o informal, que implicaría que la comida les sea servida a los invitados sentados en sus mesas.

Por su parte, el menú puede estar conformado por comidas y platos de la zona para dar esa sensación del campo. O si no, podríais repartir algún plato nacional que sorprenda a los invitados y les satisfaga.

También te recomendamos que consideres con tu pareja si queréis contratar algún que otro foodtruck. ¿Por qué? Sencillamente porque, después de cada baile, todos estarán cansados, y los foodtrucks ayudarán a reponer energías.

Eso sí, al hacer las invitaciones, conoce las alergias que pueden tener los invitados para no tener ningún problema por intoxicación. La mejor planificación también es la prevención.

Elegir la mejor hora para el evento al aire libre

Ya hemos mencionado algunos aspectos de la hora, pero hay más razones por las cuales es importante decidir si la ceremonia será diurna o nocturna.

Claramente, el principal factor al elegir la mejor hora para la boda campestre es la luz. Si se hace de día y al aire libre, no habrá problema.

En cambio, si es de noche, necesitarás organizar la iluminación donde más haga falta. También podríais colocar guirnaldas de luces, farolillos, velas, bombillas, y demás elementos para iluminar y dar un ambiente más campestre.

Otro aspecto es el vestuario de los invitados, porque los looks van a variar según la hora a la que se realice. Y en particular, es más importante para las mujeres, ya que la elección de los vestidos es más compleja.

Además, la hora también influye en el menú, ya que es más recomendable que durante la noche se sirvan platos ligeros, pero igualmente abundantes.